Buscar Información sobre COVID-19 y La Reapertura

¿Existen diferentes cepas o variantes de COVID-19? ¿Están presentes en Nueva Jersey?

Los virus cambian o mutan cepas constantemente y se espera que las nuevas variantes de un virus ocurran con el tiempo. A veces surgen nuevas variantes y desaparecen enseguida. Otras veces, surgen y persisten nuevas variantes.

Algunas variantes del COVID-19, incluyendo las variantes Delta y Ómicron, pueden propagarse más rápido que las variantes previas.

Se espera que las vacunas contra COVID-19 protejan ante enfermedades graves, hospitalizaciones, y muerte debido a la infección por la variante Ómicron. Con otras variantes, como la Delta, las vacunas han sido efectivas en la prevención de enfermedades graves, hospitalizaciones y muerte. La reciente aparición de Ómicron deja bien claro la importancia de la vacunación y las dosis de refuerzo. Las dosis de refuerzo proporcionan una protección esencial frente al virus.

El Departamento de Salud de NJ y los CDC están realizando un seguimiento continuo de las variantes que están presentes actualmente en los Estados Unidos y siguiendo de cerca la información sobre las nuevas variantes, incluyendo la variante Ómicron.

Para obtener los últimos datos sobre casos de variantes reportados en Nueva Jersey por condado, consulte la tabla del Departamento de Salud de NJ.

Variante Ómicron

El Departamento de Salud de NJ está siguiendo de cerca la información sobre la variante Ómicron (B.1.1.529). La variante Ómicron fue clasificada como "variante de preocupación" por la Organización Mundial de la Salud en noviembre del 2021.

La variante Ómicron se propaga con mayor facilidad que el virus original que causa el COVID-19 y la variante Delta. Los CDC creen que cualquier persona infectada por el virus de la variante Ómicron pueda propagar el virus a otras personas, incluso si está vacunada o no tiene síntomas.

Los datos preliminares sugieren que las infecciones por la variante Ómicron suelen ser más leves, pero algunas personas pueden enfermarse gravemente, necesitar hospitalización e incluso morir a causa de la infección por esta variante.

Si bien solo un porcentaje mínimo de personas con infección por la variante Ómicron necesita ser hospitalizado, el aumento de casos podría saturar el sistema de atención médica, por eso es importante tomar medidas para protegerse.

Se espera que las vacunas actuales protejan contra casos graves, hospitalizaciones y muertes a causa de la infección por la variante Ómicron. Sin embargo, pueden ocurrir casos de infección en personas vacunadas. Las personas que están al día con las vacunas contra el COVID-19 y se infectan por COVID-19 tienen menos probabilidades de enfermar gravemente que aquellas que no están vacunadas y se infectan por COVID-19.

Para obtener más información, visite la página de los CDC sobre la variante Ómicron.

Variante Delta

La variante Delta (B.1.617.2) se documentó por primera vez en octubre del 2020 y fue clasificada como "variante de preocupación" por la Organización Mundial de la Salud en mayo del 2021.

La variante Delta es altamente contagiosa, más del doble que las variantes previas. Algunos datos sugieren que la variante Delta puede causar una enfermedad más grave que las variantes previas.

Las vacunas son efectivas en la prevención de enfermedades graves y muerte, incluyendo contra la variante Delta.

Visite la página de los CDC sobre la variante Delta para obtener más información.

¿Cómo me protejo de estas variantes?

La mejor manera de protegerse del virus es vacunándose contra COVID-19.

Al vacunarse usted tiene:

  • 3.5 veces menos probabilidades de infectarse con COVID-19
  • 8 veces menos probabilidades de enfermar por COVID-19
  • 25 veces menos probabilidades de ser hospitalizado o morir por COVID-19

Si usted ya está vacunado, póngase la dosis de refuerzo. Los estudios muestran que la inmunidad de las vacunas contra COVID-19 disminuye con el tiempo, incrementando el riesgo de sufrir una infección en vacunados y propagar el virus a otras personas. Para protegerse a sí mismo y evitar poner en riesgo a un ser querido, póngase una dosis de refuerzo en cualquier sitio de vacunación. Toda persona de 12 años de edad o más debería ponerse una dosis de refuerzo si han pasado al menos dos meses desde su dosis única de Johnson & Johnson, al menos cinco meses desde que completaran su serie de vacunación de dos dosis de Pfizer o Moderna. Aprenda más.

Además, todo el mundo deberá usar una mascarilla o cubierta facial en las áreas cerradas interiores públicas en las zonas con alta transmisión de COVID-19, sin importar su estado de vacunación. Si usted no está vacunado o tiene un riesgo alto, use una mascarilla o cubierta facial y mantenga la distancia física en las áreas cerradas interiores y en ciertos espacios al aire libre.

Para obtener más información sobre cómo protegerse a sí mismo y a los demás, consulte este artículo.

Fecha de actualización: 24 de febrero de 2022

Fuentes: https://www.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/more/science-and-research/scientific-brief-emerging-variants.html; https://www.state.nj.us/health/cd/documents/topics/NCOV/delta_variant_flyer_english.pdf; Comentarios de la Comisionada de Salud Persichilli 29/11/21